24Frames trae los Oscars a la URJC

La asociación 24Frames organizó el pasado miércoles en el campus de Vicálvaro un debate sobre lo que suponen y han supuesto los Oscar a lo largo de la historia

PABLO ROJO

Los Oscar son uno  de los mayores premios cinematográficos que una vez al año paralizan Hollywood y alrededores. La misma noche de la gala es la noche con la que las estrellas vislumbradas por los focos de cámaras y móviles se suben y pasean por la alfombra roja para luego aguardar la gloria o quedarse a las puertas. Los Oscar son el mayor reconocimiento que puede recibir un artista a nivel cinematográfico, ellos existen para el cine y el cine existe para ellos.

Aprovechando este evento, la asociación 24Frames de la Universidad Rey Juan Carlos presentó el pasado miércoles 22 de febrero en el campus de Vicálvaro un debate para repasar los principales candidatos este año a ganar la estatuilla dorada. Los ponentes Isabel Vázquez, guionista y escritora; Daniel Sánchez Salas, profesor de la Universidad Rey Juan Carlos especializado en el cine español de los años 20 y Daniel Martínez Mantilla, director de la web Premiososcar.net fueron los encargados de llevar a cabo una profunda revisión de lo que han sido y han supuesto los Oscar para el cine desde su creación hasta hoy en día.

Fue una charla para los amantes del cine y para los que quieren comenzar a serlo. La ponencia comenzó con un vídeo sobre todas las películas que han ganado el premio de la academia a mejor film, desde Wings hasta Spotlight pasando por películas “horribles”, tal y como describieron más tarde a Paseando a Miss Daisy, o  auténticas joyas del audiovisual como Casablanca para luego pasar al intercambio de opiniones.

Resultó sobre todo fascinante la evolución de la gala en sí a lo largo de los años, o el tremendo trabajo que acompaña a muchos de los colaboradores en una película nominada después del rodaje si quieren verse con opciones de ganar el ansiado trofeo. Sin embargo, la estructura que concibe al cine fue un punto que destacó por encima del resto por el énfasis con el que se le trató. Una cosa quedó clara, tanto el cine como los Oscar en sí son un espectáculo nacido de la industria y concebido para entretener, y lo que no haya sido creado siguiendo este camino se trata de una excepción. De hecho, fue Europa la que rescató el cine clásico americano el cual había sido engullido por la misma industria que lo creó. Y es que el mundo del cine puede acabar contigo, y de igual forma que te ha subido hasta el estrellato te puede dejar peor de cómo estabas. Así,directores de películas que obtuvieron el premio dorado decidieron trasladarse al instante a Hollywood y al año su nombre había sido borrado por completo del mapa.

También hubo tiempo para hablar de la poca diversidad con la que muchas veces se acusa a la Academia y con razón. Pocas son las películas o los cortos que se ven premiados, o simplemente nominados, procedente de otros países. Pero para eso Estados Unidos ya tiene excusa diciendo que ya entregan un premio a la mejor película de habla no inglesa, recogiendo en un solo premiado el trabajo y el mérito de decenas de cortos y películas de todo el mundo. Y es que los Oscar, como  comentó Isabel Vázquez, “son unos premios de Hollywood para Hollywood”.

Aunque parece ser que ya desde las bases de la industria cinematográfica se va reivindicando esta actitud. Solo hace falta tomar por ejemplo, en 2012 el filme 12 años de esclavitud fue la primera película protagonizada por gente de raza negra en ganar un Oscar, el hecho de la primera y única en ganar el premio teniendo por delante otros 83 años de galas y trofeos da mucho de qué hablar.

Durante la charla se denunció que pocas son las películas o los cortos que se ven premiados, o simplemente nominados, procedente de otros países. Y es que los Oscar, como  comentó Isabel Vázquez, “son unos premios de Hollywood para Hollywood”.

En cuanto a las películas de este año las opiniones de los ponentes no discrepaban mucho unas de otras. Todos coincidieron en que la ganadora será La La Land, pero lamentando al mismo tiempo que Manchester frente al mar, la verdadera película merecedora de ese premio no lo vaya a ganar, y aclarando que una película sola,por muy buena que sea, no puede ganar un Oscar. Detrás de una gran película hay una, todavía más grande, campaña publicitaria representativa de la misma. Es lo que pasa por ejemplo con Emma Stone y La La Land, ya que la actriz desde el final del rodaje ha estado seis meses en total concediendo entrevistas sobre la película. Tal como afirmó Isabel Vázquez, “ganar un Oscar es un curro”.

El cine es capaz de hacernos reír, llorar, pensar o incluso dormir si la película es muy mala.Se trata de un arte, y como arte merece un reconocimiento. Aparte de los premios ese mérito se ve reflejado en muchos aspectos. Y gracias al esfuerzo de 24Frames, así como de los ponentes durante el debate, los estudiantes e interesados del cine han podido disfrutar de unas horas de reconocimiento dedicadas a este arte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s